NOTICIAS
23 / 11 / 16
La biomasa aporta el 16% de la energía para calefacción y refrigeración en la Unión Europea.
La contribución de la bioenergía para alcanzar los objetivos de la UE para 2020 es crucial. En 2020 se espera alcanzar el objetivo del 20% de producción de energía a partir de renovables.

En 2014, la contribución de las energías renovables llegó al 16% según el Informe Estadístico 2016 sobre el Desarrollo de la Bioenergía en la Unión Europea que elabora anualmente la Asociación Europea de la Biomasa (AEBIOM). En ese momento, la bioenergía representó el 61% de toda la energía renovable consumida, lo que equivale al 10% del consumo final bruto de energía en Europa. Y el volumen de negocio generado en torno a la biomasa en la UE alcanzó en 2014 la cifra de los 55.000 millones de euros, lo que supone un incremento del 32% con respecto a 2010, según Eurobserv’ER.

El consumo energético en la UE en calefacción y refrigeración supone entorno al 50% del total. El 82% de ese consumo energético se cubre utilizando combustibles fósiles, el 16% con biomasa y el 2% restante con otras energías  renovables. Por este motivo la bioenergía y las energías renovables se están convirtiendo en una prioridad clave para la política de climatización de edificios en la UE. Las energías renovables se están convirtiendo en una prioridad clave para la política de la UE, en concreto en los edificios. La bioenergía actualmente es líder entre las renovables para uso térmico con el 88% de los usos de calefacción y refrigeración, lo que representa el 16% del consumo final bruto europeo de energía.

Y es muy importante destacar que contrariamente a la creencia común, los bosques de la UE-28 han estado creciendo de forma continua durante las últimas décadas. En 1990, los bosques europeos acumulaban 19.700 millones de m³, y en 2015, alcanzaron los 26.000 millones de m³, lo que significa un incremento de un 34% durante el último cuarto de siglo, que coincide con los años en los que se está usando la biomasa de forma tecnificada (pellets y astillas) como fuente de energía renovable. Según Eurostat, en la UE-28 los bosques ganaron 322.800 hectáreas por año, lo que equivale a un crecimiento de un campo de fútbol por minuto.

Fuente: AVEBIOM